Perrita sufre fallecimiento de su dueño y se aferra a un muñeco de peluche porque "era su seguridad"

El dueño de una perrita falleció y esta empezó a ser vista deambulando por las calles junto a su juguete de peluche, el cual llevaba para sentirse segura.

11-6
11-6

Una perrita que perdió a su dueño fue rescatada tras ser encontrada vagando en las calles, pero en ningún momento soltó el peluche que llevaba.

En un vecindario de Detroit, Michigan en Estados Unidos, para los habitantes es normal observar familias paseando felices durante el día. Entre ellos un señor que solía sacar a pasear a su perrita de raza pastor alemán siempre agitando su cola y jugando con los que se le acercaban.

Sin embargo, la sorpresa de muchos llegó el día en el que vieron a la mascota deambulando sola y llevando consigo un muñeco de peluche.

Dueño del can fallece

Muchos pensaron que el animal estaba perdido o incluso que su dueño la había abandonado, pero la realidad tristemente era otra.

“Desafortunadamente, su dueño falleció. Entonces ella comenzó a caminar sola con su peluche”, indicó a la prensa Gail Montgomery, cofundadora y directora del refugio Almost Home Animal Rescue League.

Mira también: ¡Salió adelante! Niña con autismo sufría bullying y ahora estudia una maestría en matemáticas

Tras perder a su dueño, la perrita comenzó a llevar a su pequeño peluche a todas partes, para así sentir su apoyo. Esto fue un gran detalle que notaron las personas al darse cuenta que no se trataba de un perro callejero.

“Normalmente, un perro callejero no se aferraría a un peluche. No se pondrían nada en el hocico, solo buscarían comida. Pero esta era su seguridad”, señaló Gail.

Junto a su peluche, la perrita pasó semanas deambulando por las calles. No obstante, los vecinos de la zona sintieron cariño por ella y le brindaban comida y agua, mientras contactaban un servicio que pudiera ayudarla.

La perrita fue rescatada

El equipo de rescate pensó que rescatarla iba a tomar poco tiempo, pero no fue así, pues la capturaron después de varios días de intentos fallidos. Aunque a pesar de todo, el can jamás soltó a su pequeño peluche.

Ella sintió que ese era su consuelo y su seguridad. Es como si pensara que ese es su chupete“ explicó Gail.

Tras esto, la perrita, a quien apodaron Nikki, y su peluche fueron llevados al refugio Almost Home Animal Rescue League, donde le brindaron atención veterinaria.

Mira también: ¡Le cobró todo! Joven le pide a su exnovia pagarle las citas que tuvieron: “Me debes 505 dólares”

“Estaba extremadamente sucio y un desastre total con rasgaduras y cosas así. Lo lavamos, lo cosimos y se lo devolvimos“ señaló la directora.

“Nikki estaba tan débil que simplemente dormía”, añadió.

Sin embargo, con el pasar de los días la historia de Nikki comenzó a llegar a más personas, quienes le enviaron muchos regalos al can. Esto no solo alegró a la perrita, sino que también a Gail, quien admitió que pese a haber estado con tantos canes, sentía algo especial por Nikki.

“Este perro es el perro más dulce que jamás conocerás en tu vida, y he estado haciendo esto durante 23 años. Hay algo en ella. La amo tanto”, indicó.

Karibeña